martes, 28 de febrero de 2012

LOS PILARES DE LA DANZA

"El movimiento e stan natural e importante para la vida humana como el aire que respiramos.Y así como todos los cuerpos vivos respiran, si entendemos la danza en su más amplio sentido, todos los cuerpos animados también bailan"     - Robert Cohan -

La danza es un signo de vitalidad que trata de manifestarse mediante el cuerpo, por esto es por lo que resulta tan emocionante verla y ejecutarla. Su energía nos mueve, su armonía nos envuelve y nos produce satisfacción.De igual forma que algunas personas diseñan con gran maestria bellos trajes con vaporosos tejidos que se deslizan por nuestra piel sigilosamente, los bailarines crean o diseñan con su cuerpo organzas de movimiento en su interior.La danza habla un lenguaje muy especial, habla de cosas "leidas entre líneas", emociones, sentimientos, ideas que en muchas ocasiones son imposibles de plasmar con palabras, pero que a través de la danza y su composición nos permite no sólo expresar ese compendio de sensaciones sino también en ahondar en nuestro interior y conocer más profundamente ese "yo" que en ocasiones le es difícil aflorar en el exterior.

El alumno a medida que se va adentrando en el entrenamiento, adquirirá una mayor conciencia de sí mismo aunque el cambio más importante es conocer su cuerpo, sus emociones, el poder de concentración, memoria y lógica. Descubrir su cuerpo analizando como funciona, buscando los motivos por los que no da todo lo que podría dar, la manera de cambiar lo que se pudiera considerar "malos hábitos adquiridos" o de movimiento.
Al intentar mejorar los movimientos de vuestro cuerpo entraréis en conflicto con vuestras emociones.
El movimiento es lógico, de hecho, tiene que ver con el mismo tipo de lógica de que se vale la física. Podréis aprender, desde vuestro interior, qué sensaciones producen las acciones de palanca, articulaciones de rótula y contrapesos.Este contacto continuado consigo mismo durante parte del día tiene como consecuencia una toma de conciencia más clara de uno mismo. Os dará confianza en vosotros y ayudará a sentiros más equilibrados no sólo fisicamente si no también mentalmente.


En la danza existen 9 pilares básicos que un bailarín debe de identificar y asimilar, son  elementos básicos para la danza:
El Centrado
La Gravedad
El Equilibrio
La Postura
El Gesto
El Ritmo
El Movimiento en el Espacio
La Respiración
(esta última ya analizada en un espacio anterior al que nos compete ahora)

El Centrado, como primer elemento, es la capacidad para moverse, mantenerse y organizarse en torno al centro físico del propio cuerpo. Al igual que el mundo orienta toda su masa alrededor de un punto central, pueda ser un átomo, nosotros tenemos un punto central identificable en nuestro cuerpo, y desde el cual se inicia el movimiento. En la mayoría, el centro corporal se halla a una o dos pulgadas por debajo del ombligo, en mitad de la pelvis, según la longitud y el peso de las piernas.

La Gravedad es el segundo elemento, es la fuerza que nos sujeta al suelo. La gravedad es una constante que deberéis tener siempre presente; comprender la manera de utilizarla y oponerse a su energía, a la atracción magnetica, es una habilidad básica para la danza.Una manera de trabajar con ella es alcanzando el equilibrio, nuestro tercer elemento.

El Equilibrio, no consiste unicamente en mantenerse en equilibrio sobre una pierna. Es el arte de alcanzar una relación interior entre todos los puntos de nuestro cuerpo de los que podamos llegar a ser conscientes.El problema rádica en disorciar la atención de manera que nos permita concentrarnos tanto en nuestro equilibrio interior como en el movimiento a realizar.El otro aspecto del equilibrio es el arte de mantenerse en equilibrio sobre una o ambas piernas; si se sabe hallar el equilibrio interno, lo demás está prácticamente resuelto, pues para mantener el equilibrio sobre una sola pierna sólo se debe aportar las energías musculares opuestas necesarias para mantener esa posición.La mayoría de las veces las posiciones a realizar serán asimetricas y necesitarán un complicado esfuerzo interno; sin embargo, si se es consciente interiormente de la necesidad y la sensación de equilibrio, no tendréis dificultad en dominarlas.
RECORDAD: El equilibrio es un estado activo, un proceso que tiene lugar ininterrumpidamente.Si uno se olvida de mantener el equilibrio....se cae.

La Postura, esta estrechamente relacionada con el centrado, la gravedad y el equilibrio, y ésta irá mejorando a medidad que vayáis desrrolando los tres primeros elementos, aunque también tendréis que trabajar en ella por separado.Para conseguir una buena postura tendréis que ser capaces de alterar la percepción que tenéis de vuestro cuerpo, ya que suele haber una discrepancia entre lo que se percibe como correcto y lo que es en efecto.

El Gesto implica usar el cuerpo como instrumento expresivo para comunicar sentimientos, emociones, ideas mediante pautas de movimientos
Observaos a vosotros mismos y a los que os rodean, y aprended a reconocer lo que el cuerpo os dice.Pues prácticamente cada movimiento que hacemos manifiesta un pensamiento, un sentimiento o una actitud.Estos son los instrumentos de la danza, de los que se puede sacar provecho para crear secuencias de movimiento que nos hablen de la experiencia humana.



...................................................................................continuará.............

No hay comentarios:

Publicar un comentario